El canciller japonés, Taro Kono, presidió una ceremonia pomposa celebrada en Osaka, y nombró dos nuevos embajadores culturales para la ciudad: es Pikachu y Hello Kitty, quién más.

Japón está tratando de ganar la Exposición Mundial 2025, y se enfrentará a la competencia de Francia, Rusia y Azerbaiyán; la ciudad japonesa nominada para albergar el prestigioso evento es Osaka, y qué movimiento más lógico para promover la ciudad, que tener dos embajadores culturales como ese?

El gobierno japonés no ha publicado detalles sobre el nuevo y prestigioso papel desempeñado por Pikachu y Hello Kitty. Sin embargo, durante la ceremonia, a ambos el ministro ha dicho explícitamente "Me gustaría que represente a Japón y promueva proactivamente el atractivo de Osaka dentro y fuera del país".

¡Qué puedo decir, una tarea pesada! El ministro obviamente se ocupó de documentar el evento en Twitter.